Enséñale a tu bebé a dar sus primero pasos

3118

Los bebés suelen dar sus primeros pasos entre los 12 y 15 meses. Pero hay algunos que aprenden antes y otros a los 18 meses.

Cada bebé tiene su propio ritmo de crecimiento y de aprendizaje, el cual debe respetarse. Pero muchas veces es bueno que los padres les den un empujoncito, eso quiere decir que pueden ayudar a que su bebé aprender a caminar, pero siempre teniendo en cuenta que tu bebé dará sus pasos cuando sea el momento adecuado, no es aconsejable forzarlo. Te dejamos algunos consejos para que cuando llegue el momento de que tu bebé camine esté preparado y sea una tarea sencilla para él/ella.

  1. Fortalece sus músculos: puedes hacer que realice ejercicios de piernas, brazos y espalda con la ayuda de objetos que llamen su atención, sonidos o imágenes. Haz que mueva sus extremidades, que se acerque los objetos. El realizar estos movimientos harán que poco a poco se familiarice con su cuerpo y sus posibilidades.
  2. Es hora de sentarse: antes de que el bebé cumpla su primer año es importante que aprenda a sentarse. Esto lo ayudará a mantener el equilibrio y a tener una postura vertical.
  3. Gatear: el comenzar a gatear es importante porque ayuda a la coordinación de los brazos y piernas del bebé.
  4. Ayudalo cuando esté aprendiendo a caminar: sostén a tu bebé para que se mantenga parado y dale incentivos para que avance. Primero comienza sosteniéndolo por las costillas. Recuerda que cuanto más practique más confianza y seguridad habrá en ambos, sobre todo para que tu bebé de sus primeros pasos.
  5. Motivalo: coloca sus juguetes favoritos a una corta distancia y que sean fácil de visualizar. Señalale el objeto y ayudalo a pararse para que quiera avanzar a agarrarlo. Poco a poco anda alejando más su juguete conforme observes que se le es fácil llevar a este.  

Siempre ten presente que cuando tu bebé aprenda a caminar tendrás que sacar algunos objetos pequeños y/o peligrosos y colocar las protecciones debidas para que tu pequeño no se lastime, sobre todo en la cocina, ventanas, escaleras, etc.