¿Cómo calmar la hinchazón de piernas en el embarazo?

1041

La hinchazón en las piernas y pies es un problema bastante común en las embarazadas, sobre todo si están en el tercer mes de gestación, esto se debe a la acumulación excesiva de líquidos.

Las madres durante su embarazo suelen padecer de algunos problemas físicos, en ese caso hablaremos sobre la hinchazón en las piernas, este problema tiene el nombre de edema y sucede por la retención de líquidos en los tejidos, exceso de peso, altas temperaturas, entre otras circunstancias, también afecta a los pies, tobillos y manos. Este malestar suele agravarse durante las últimas semanas de gestación.  

¿Qué hacer para disminuir la hinchazón?

  1. Poner los pies en alto cada vez que estés recostada.
  2. Evitar cruzar las pierna o tobillos cuando estés sentada, ya que ejerce cierta presión y produce más malestar.
  3. De vez en cuando haz algunos ejercicios como girar los tobillos y mover los dedos de los pies.
  4. Coloque sus pies en agua fría no caliente para bajar la inflamación.
  5. Realizarse masajes en los pies con cremas.
  6. Usar calzado suave y cómodo (no usar zapatos de taco alto).
  7. Evitar usar medios o panties que ejerzan mucha presión en las pantorrillas.
  8. Toma bastante agua o infusiones (10 vasos de agua), esto hará que tu cuerpo retenga menos líquido.
  9. Realiza caminatas cortas, natación o ejercicios en una bicicleta estacionaria. Eso ayuda a la circulación en las piernas.
  10. Adhiere poca sal en tus comidas diarias.
  11. Trata de comer muchas frutas y verduras, y evita la comida chatarra en lo posible.

Siempre trata de estar en movimiento, eso quiere decir que evites la inactividad, para que los malestares no perjudiquen tanto tu día a día. También, es importante que tu pareja te apoye todo el tiempo y entienda de tus malestares. Recuerda que la hinchazón es un malestar temporal que desaparecerá cuando tengas a tu bebé.

¿Cuándo debo consultar a mi doctor?

Si observas que los problemas de hinchazón son anormales, aumentas mucho de peso, varias partes de tu cuerpo se estan inflamando, hormigueos, entre otros síntomas puede decir que necesitas más cuidados y chequeos, por ello es mejor que acudas con tu doctor.